RUFO SIGUE BUSCANDO FAMILIA

« Desde hoy tienes nombre, te llamarás RUFO. Rufo era un perro al que quisieron mucho y yo, con la esperanza de que se te pegue algo, te he llamado así. Tú lo has aceptado con resignación, estabas más preocupado por dormir, al fin, que por tu identidad.

Quiero decirte RUFO que hoy empieza tu camino de nuevo. Ya sé que hasta ayer pensaste que eras invisible, pero yo te estaba viendo. Te vi en la puerta del mercado, cuando la señora de las flores te pisó el rabo y tú lloraste.
Te vi después, sentado frente a la puerta del banco, cuando fui a hacerme ver yo también, porque te confieso, RUFO, que en el banco yo también me vuelvo un poco invisible.
Sé que tú me viste todas esas veces, alguna también me seguiste, asustado, por si hubiera una oportunidad
Ayer por la noche un grupo de gente salía de un restaurante. Todos eran jóvenes y estaban en la puerta formando un círculo, riendo y bromeando…y tú, RUFIÑO, aún sin nombre, plantado frente a ellos, sentado, con tus ojos de bebé seguías esperando.
No abunda la gente que ve perros, incluso los que os vemos, a veces, debemos fingir no veros. En un eterno debate conmigo misma volví a hacer la cuenta de los perros y gatos que tengo, del trabajo que me paso, del espacio que me queda, del tiempo medio estimado que puede pasar entre que te cojo y te
acogen o adoptan…cuentas y más cuentas.

Salí a buscarte al fin, con la única esperanza de que al menos nos acompañe la suerte y seas de esos a los que se les ve a la primera. Estabas dormido en la acera. Has sido un lío, para que te voy a mentir. Somos demasiados, ya lo has visto. Mientras te quitaba garrapatas y te ponía de comer me has contado tu historia. Una se vuelve un poco detective interpretando pistas. Corrígeme si me equivoco.
RUFO, tú vivías encadenado, tienes una marca en el cuello de haber llevado un collar muy apretado. Eres muy jovencito, tal vez un año, tal vez menos. Tienes ganas de jugar y pasaste mucha hambre. Te has comido todo lo que te he ido poniendo desde ayer…En tu vida de perro pobre no te han hecho mucho caso, eres asustadizo y un poco llorón
Además, eres bueno y cariñoso, por obvio no debería ponerlo, pero lo pongo. Serás un regalo para quien te sepa ver, y hoy empezamos a buscar. Bueno, tú, creo, hace tiempo que empezaste.

Buscaremos una familia para ti, y mientras puedes dormir otro poco, tanto ir y venir ha puesto una pizca de tristeza en tus ojitos de cachorro, y eres muy pequeño para andar acumulando penas.»

AMADRINADO POR VANESA REY

Contacto: 690 000 226

ponteareasanimal@hotmail.com

Anuncios

~ por ponteareasanimal en 10 mayo 2011.

3 comentarios to “RUFO SIGUE BUSCANDO FAMILIA”

  1. jolin y sigue sin casa… que más se le puede pedir? guapo, joven, sano, bueno, cariñoso, obediente, dulce… pensé que la gente se pelearía por adoptarlo…

  2. SOMOS UNA FAMILIA QUE NO NOS IMPRTARIA ACOGER A RUFO,ES MUY BONITO,LO CUIDARIAMOS BIEN,NO PODEMOS COLABORAR ECONOMICAMEMTE.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: